Alcaldía de Medellín ya cuenta con Secretaría de la No Violencia, luego de la modernización

En su estrategia de acercar de una mejor manera su oferta institucional, la Administración fortalece su estructura con nuevas gerencias y dependencias. Este hecho, no afecta ningún puesto laboral.

A partir del estudio técnico desarrollado por un equipo de la Alcaldía Municipal y con el acompañamiento y asesoría del Departamento Administrativo de la Función Pública, se busca posicionar a Medellín como una ciudad moderna, más pacífica, incluyente, innovadora, ambientalista y estratégica.

El secretario (e) de Gestión Humana y Servicio a la Ciudadanía, Carlos Alberto Gutiérrez, resaltó que “queremos contarle a todos nuestros ciudadanos que Medellín se moderniza, tendremos una ciudad con grandes transformaciones. Además, lo hacemos, en cumplimiento del Plan de Desarrollo Medellín Futuro 2020- 2023”. 

En este proceso de modernización no se contrataron personas jurídicas o naturales, es decir que no representó costo alguno, toda vez que el estudio fue realizado con talento humano propio de la Administración Municipal y liderado por la Secretaría de Gestión Humana y Servicio a la Ciudadanía.

Las dependencias viabilizadas como resultado del informe técnico son:
Secretaría de la No-Violencia; Secretaría de Innovación Digital; Subsecretaría de Protección y Bienestar Animal; Gerencia Étnica; Gerencia de Diversidades Sexuales e Identidades de Género; Gerencia de Proyectos Estratégicos; Unidad Administrativa Especial Buen Comienzo. También se fortalecen procesos de la Secretaría de la Juventud y del Departamento Administrativo de Planeación. 

El Concejo creó una comisión accidental de seguimiento a las facultades otorgadas mediante el Acuerdo 01 de 2020, con la participación de todos los grupos políticos que tienen representación en él. Además, se socializó con 11 organizaciones sindicales y diferentes sectores los objetivos y función que tendrán las dependencias que conforman la modernización institucional.  

Con la modernización institucional no se suprimieron empleos, ni se afectan derechos laborales de los servidores públicos de la Alcaldía de Medellín, es decir, nadie se desvincula de la entidad o pierde su trabajo a causa de este proceso.

La Secretaría de la No-Violencia es una de las dependencias más esperadas por la Administración Municipal y fue recibida de buena forma por gran parte de la ciudad. Esta entidad, que será estratégica para el desempeño de las funciones de la Alcaldía, es la primera vez que la tiene Medellín en su historia.

«Se llama Secretaría de la No-Violencia, porque parte de un propósito: construir entre todos y todas una Medellín donde no se le cause daño al otro, donde el respeto por la vida y el cuidado de los demás guíen las acciones cotidianas».

Es consabido que la no-violencia, como la negación ante las acciones violentas, como respeto y cuidado por cualquier ser viviente, constituye el origen y la consecuencia lógica de los procesos de reconciliación como una manera de resolver conflictos a nivel personal y global.

Los conflictos de la ciudad merecen una dependencia ejecutora, que proponga lineamientos y enfoques para la implementación de temas estructurales estrechamente relacionados con la construcción de paz (acuerdos de paz, víctimas, reincorporados y privados de libertad). Si bien desde cualquier estructura institucional se pueden impulsar acciones para la construcción de paz, esto representa una apuesta a largo plazo y se basa en un enfoque más civilista, de paz y seguridad humana integral. 

La no violencia no se trata de ver impávidos la justicia pasar debajo de nuestros pies. Se trata más bien de actuar frente a ella de una forma que no generen más actos injustos que generen nuevos ciclos de violencia. En Medellín debemos olvidar frases como: “ajuste de cuentas“, “quién sabe por qué lo mataron”, “estaba en malas compañías” y muchas otras. En Medellín debemos condenar a la violencia, no a las víctimas, y una transformación cultural debe ser una de las tareas de esta nueva secretaría”, expresó la gestora social, Diana Osorio, de quien nació la iniciativa de crear esta entidad. 

La Secretaría contará con dos subsecretarías. Una de Justicia Restaurativa, que se encargará de fortalecer principalmente el trabajo con víctimas, reincorporados y reinsertados. La otra, de Construcción de Paz Territorial, asumirá la coordinación y articulación de actores y sectores para la implementación de una estrategia de prevención del conflicto urbano.

Esta dependencia liderará el diseño participativo de la Política Pública de Paz, Reconciliación y Convivencia para Medellín. Con la creación del Observatorio de Construcción de Paz Territorial, se ampliarán los conocimientos sobre no-violencia y paz en la ciudad, se diseñarán estrategias informadas para la construcción de paz territorial y servirá de plataforma para interactuar con organizaciones sociales y comunitarias de la ciudad. Por otra parte, servirá de instancia de articulación con el Sistema Integral de Verdad, Justicia, Reparación y No Repetición, con lo que se pretende abrazar la implementación de los Acuerdos de Paz firmados en la Habana. 

“Hoy, cuando Colombia necesita más que nunca recobrar el camino, nace aquí, inspirado por el trabajo de muchos líderes sociales que están acá y por los que perdieron la vida en este camino, una Secretaría de la No-Violencia que es una semilla, una pequeña semilla para cambiar el camino, para recorrer un camino diferente”, dijo el alcalde Daniel Quintero Calle. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *